Deportes

Muere George Best


George Best, una de las grandes figuras del fútbol británico y jugador emblemático del Manchester United durante once años, falleció ayer a los 59 años en el hospital Cromwell de Londres, anunció un comunicado del equipo médico que le atendía desde hace casi dos meses.
“El señor Best murió tras un largo y valiente combate”, declaró el hospital Cromwell de Londres en un comunicado. “El pensamiento de todo el equipo del Hospital Cromwell está con la su familia en este momento”.
El ex internacional norirlandés falleció a las 12h55 (locales y GMT) de ayer como consecuencia de una infección pulmonar, tras haber sido ingresado el 1 de octubre en el hospital Cromwell por una gripe, que continuó con una infección renal.
George Best era alcohólico desde hace años. Recibió un trasplante de hígado en 2002, pero su rechazo a abandonar la bebida le había condenado.
El ex jugador de los “Diablos Rojos” de Manchester pasó la noche del jueves al viernes acompañado de su hijo Calum, 24 años, su padre Dickie, 87 años, y otros miembros de su familia, quienes hicieron una emotiva alocución fuera del hospital, leída por la hermana del ex jugador, Barbara McNarry.
“Como pueden imaginar es un momento muy duro y entenderán que estemos emocionados. Me gustaría expresar en nombre de la familia un gigantesco agradecimiento a todos aquellos que han mostrado su apoyo a George a lo largo de estos traumáticos momentos”, dijo.
Autor de 178 goles en el curso de una carrera iniciada a la edad de 17 años con los colores del “Man U”, George Best alcanzó la cima en 1968 con la victoria en la final de la Copa de Europa de clubes contra el Benfica de Lisboa, la primera de un club inglés en esta competición. El mismo año, fue elegido “Balón de Oro europeo”.
Internacional en 37 ocasiones con Irlanda del Norte, Best no participó sin embargo en ningún Mundial y su carrera comenzó a derrumbarse pronto, cuando sólo tenía 28 años, en que dejó el Manchester United para continuar en Escocia, Irlanda y Estados Unidos, cuando el alcohol ya se había apropiado del futbolista.
Comparado a los más grandes futbolistas de la historia, como el brasileño Pelé o el argentino Diego Maradona, Best fue también considerado como el primer jugador “superestrella” y su celebridad en los años 60 le habían incluso valido el apodo de “quinto Beatle”.