Departamentos

“Pedacearon” cañón del Parque de Ocotal

* Intentaban venderlo a chatarreros, pero al saber de la búsqueda, optaron por lanzarlo al fondo de laguneta, al este de la ciudad

Leoncio Vanegas

OCOTAL

El pesado artefacto de cobre, de un peso aproximado de 150 libras, fue recuperado por la Policía en cuatro pedazos.
Asimismo, capturó a tres sujetos del barrio “Sandino” como presuntos autores de robo con fuerza agravado, declarándose como ofendida la Alcaldía.
El comisionado Pablo Ardón, de la vocería policial, dijo que el caso fue asumido con prioridad, debido a la reacción generalizada de la ciudadanía que condenó el hecho a través de medios locales, ya que es un atentado contra la cultura e historia de la ciudad.
El histórico cañón fue arrancado la noche del martes del costado oeste del Parque Central, frente a la Casa de Cultura que en otrora sirvió de cuartel para los marines norteamericanos y la Guardia Nacional que combatió al ejército dirigido por el general Augusto C. Sandino.

Ahora piden disculpas al pueblo
Se cree que desde los años 30 (siglo pasado) había permanecido en el punto como símbolo de las Fuerzas Armadas.
Oscar Adonis Inestroza, de 24 años, Carlos Alfredo Arróliga Rodríguez, más un adolescente de 17 años, son los autores del delito. Al primero se le señala de haber serruchado el metal para comercializarlo en pedazos.
El mayor de ellos dijo que tomaron el cañón del suelo, “y nosotros no sabíamos que era histórico y tratamos de venderlo por la misma necesidad de que no hay empleo, y por eso nos dedicamos a vender leña. Es la primera vez que hacemos esto”, declaró, y arrepentido pidió disculpa a la ciudadanía.
Agregó que una vez que se dieron cuenta del malestar de la población por la desaparición de la pieza histórica, optaron por echarlo a una laguna artificial que está detrás de la loma “La Fortaleza”, al oeste de la ciudad de Ocotal.