Departamentos

Denunciado por estafa un agente de viajes de Estelí


Máximo Rugama

La Policía esteliana investiga una denuncia por supuesta estafa, que doce personas de distintas partes de los departamentos segovianos, interpusieron contra el empresario José Augusto Barrantes Gutiérrez, dueño de una agencia de viajes en esta ciudad. Según los quejosos, Barrantes no les cumplió con extenderles todos los documentos legales, en el momento de realizar un viaje turístico a España, y por ello, estuvieron detenidos en el aeropuerto de Barajas, de Madrid, y luego fueron deportados.
No obstante, Barrantes Gutiérrez indicó que él cumplió con venderles los pasajes, aseveración que los denunciantes no objetan o contradicen, aunque en un inicio se mostraron sumamente molestos con él.
Barrantes acotó que vendió de forma normal los boletos de avión, que es lo que hace la agencia de viajes El Tisey. “Si no iban con sus pasaportes u otros documentos que ellos personalmente debían gestionar ante las instancias respectivas, ése ya no es mi problema”, acotó.

Resultó paquetazo
Idalia Sánchez dijo que ella iba junto a los demás afectados a realizar un tour, a través del cual visitarían varios lugares como Barcelona, y que Barrantes le prometió que en el paquete que les dieron sellado, iban los documentos legales y vauchers del pago de los hoteles donde pernoctarían durante su estadía en España.
Sin embargo, según indicó Marisela Herrera, al llegar al aeropuerto de Madrid, los funcionarios españoles abrieron ese paquete y descubrieron que la famosa documentación era puras fotocopias.
En España, dijeron los quejosos, los funcionarios los trataron como delincuentes y ni alimentos les daban ni dejaban comprar. Aseguraron que los metieron a un local sumamente pequeño. Afirmaron que en Madrid, para poder regresar a Nicaragua, le tuvieron que pagar cerca de mil dólares (seiscientos euros) a una abogada para que no los dejaran en las cárceles, ya que los amenazaron con dos años de privación de libertad.
El grupo de afectados, que interpuso en la Policía de esta ciudad la denuncia por estafa contra Barrantes Gutiérrez, asegura que éste los engañó al ofrecerles un viaje turístico a España, y les entregó documentación falsa, pese a que le pagaron cada uno más de dos mil dólares.

Fueron hasta golpeadas
Sandra Miranda Paz, del municipio de Totogalpa, Madriz, dijo que en el aeropuerto de Barajas fueron maltratados por funcionarios del Ministerio del Interior, que vociferaron contra ellas, y a dos las golpearon los tipos que de relaciones humanas es lo menos que tienen, según denunciaron.
Pero fue peor en México cuando ya venían de regreso a Nicaragua, y necesitaban realizar una escala en esa nación azteca. Dijeron que Barrantes les ofreció un paquete turístico de una semana por distintas ciudades de España, pero no fue así.
El señor Augusto Barrantes alegó que todos los aludidos pretendían entrar como turistas a España, sin todos los documentos legales, y luego quedarse trabajando. Según dijo en la Policía, todo lo que concierne a la responsabilidad que tiene la agencia de viajes, la asumió, y que los documentos no son falsos.
Destacó que va a demostrar en su momento que la agencia pagó en España las reservaciones en los hoteles y que los guías turísticos estaban en la sala de espera, pero como los viajeros nicas no tuvieron la oportunidad de llegar a la sala respectiva por su situación de indocumentados, no hubo ningún contacto con ellos.
La responsabilidad de la empresa era vender el boleto aéreo y la porción turística terrestre en España. “Si las autoridades de Migración no les dieron paso”, ese ya es problema personal, porque cada uno de ellos debió tramitar los pasaportes, sentenció.