Departamentos

Plastinic dona hidrante a Dolores


Alberto Cano

DOLORES
La empresa Plásticos de Nicaragua S.A. Plastinic, con sede en este municipio, donó ayer un hidrante valorado en 8 mil dólares al gobierno municipal de Dolores como parte la responsabilidad y el compromiso social de esta empresa fundada hace 36 años.
El donativo que según el alcalde, Santiago Espinosa, es valioso por cuanto en Dolores no existían hidrantes, fue hecho por la señora Miriam de Lacayo, esposa del fundador de Plastinic, el ingeniero René Lacayo Debayle, quien ayer precisamente cumplió cinco años de fallecido, y en cuya memoria su ahora viuda hizo formal entrega del abastecedor de agua a la municipalidad, en presencia de los principales jefes del Cuerpo de Bomberos de Carazo, del alcalde de Dolores, del delegado de Enacal, Álvaro Corriols, y de varios delegados de las instituciones del estado.
Con aprecio para Dolores
La señora viuda de Lacayo, recordó que su esposo en vida tuvo especial interés por apoyar el progreso y el desarrollo del municipio de Dolores, el más pequeño de Carazo, y que ese sentimiento siempre lo expresó con hechos concretos, desde haber instalado su fábrica en Dolores, que ahora beneficia a 400 lugareños y el pago de los impuestos al gobierno municipal.
La idea del hidrante, dijo doña Miriam, nació de la misma necesidad de prevenir los desastres que frecuentemente se dan en este municipio, y como una respuesta a las demandas que tiene en este momento el Cuerpo de Bomberos, porque casi todo el departamento está a merced de los siniestros.
El comandante Juan Vindel, del Cuerpo de Bomberos, reconoció el noble gesto de Plastinic, y dijo que el déficit de hidrantes es serio en Carazo. En Jinotepe, de un total de diez abastecedores, sólo cuatro funcionan; en San Marcos sólo hay uno y está en mal estado. Diriamba es el que mejor está, con 26 hidrantes, todos en buen estado, no así los municipios del sur, como Santa Teresa y El Rosario, donde tampoco existen hidrantes, y ahora Dolores, que ya cuenta con el suyo.
Vindel señaló que este problema es serio, porque casi siempre los incendios se vuelven devastadores porque no hay hidrantes en las ciudades para que los bomberos se abastezcan y sofoquen el fuego con rapidez. “Es por eso que el donativo de Plastinic es valioso”, afirmó.
Alcaldía agradecida
El alcalde Espinosa, igual agradeció a Plastinic por el donativo, y de paso reconoció el respaldo a otras obras sociales y el pago de los impuestos que recibe la municipalidad.
El licenciado Farak Eslaquit, gerente de logística de Plastinic, resaltó por su lado la preocupación que tienen los empleados de esta empresa en cuidar el bien para el cual laboran, porque con apoyo de los bomberos han sido capacitados en rescate, primeros auxilios y otras emergencias para estar prestos a entrar en acción cuando se presente cualquier tipo de eventualidad