Departamentos

Emergencia en Madriz y N. Segovia

* Jícaro y San Juan de Río Coco azotados por torrenciales lluvias * Hay daños en viviendas, evacuados y daños en vías terrestres

Leoncio Vanegas

Nueva Segovia Y Madriz

Intermitentes lluvias de dos y tres horas que caen diariamente en la parte oriental de Nueva Segovia y Madriz están provocando estragos en carreteras y viviendas, así como evacuación de familias en varios municipios. Dos municipios ya se declararon en estado de emergencia.
El subcomisionado Pablo Ardón informó en el boletín policial que las precipitaciones del miércoles afectaron a cuatro familias del barrio “Carlos Rosales”, de Jícaro, cuyas viviendas fueron anegadas de agua.
Otras tres familias del mismo sector perdieron bienes domésticos y las paredes de sus casas se derrumbaron. Hay familias evacuadas en Muyuca, y el municipio está incomunicado con Jalapa, Quilalí y Ocotal, debido a cortes, derrumbes en las carreteras y daños en puentes.
Jimmy Giovani Pastora Valenzuela, Vicealcalde de Jícaro, informó que el Comité Municipal de Prevención (Comupred) decretó estado de emergencia y piden ayuda a la Defensa Civil y al Sistema Nacional de Prevención de Desastres (Sinapred).
Detalló que entre Las Vegas y Las Vueltas, entre Susucayán y Quilalí, hay unas 49 personas en riesgo e incomunicadas por descomunales derrumbes sobrevenidos a la vía. También trabajos que el Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI) hizo recientemente en una rampa hacia Ocotal fueron barridos por la crecida de una quebrada.

Peligra cosecha cafetalera por malos caminos
También alertó sobre pérdidas en la agricultura, y ejemplificó el desastre con una manzana de bananas, cuyas plantas quedaron tendidas en el suelo. Llamó con urgencia a Unión Fenosa para que restablezca la energía, ya que sin ella no es posible el abastecimiento de agua.
En la misma situación está el municipio de San Juan de Río Coco, también declarado en estado de emergencia por las autoridades locales. Doce casas fueron destruidas y los caminos hacia comarcas como Bálsamo Abajo, La Grieta, San Lucas, Samarcanda y La Dalia, están obstruidos por cortes y deslaves.
Un concejal de este municipio que se comunicó con Radio Segovia expresó su preocupación porque están a 15 días de iniciar la zafra cafetalera, y si no hay una ayuda inmediata del gobierno central importantes pérdidas económicas vendrían para los productores.
La Policía también reportó que dos casas fueron destruidas en el barrio “Martha Quezada”, de Wiwilí, en Nueva Segovia, y 44 familias fueron evacuadas.