Departamentos

Mercado de Artesanías lanza SOS

* Puertas, techo y toldos lucen dañados * Espectáculos de baja calidad y transculturizados * Necesita inversión superior a 120 mil dólares, pero alcaldía sólo presupuestó 29 mil 927 córdobas

Las decenas de puertas de acceso al Mercado de Artesanías lucen descoloridas por el sol y proyectan una situación económica precaria.
La impresión que se le brinda al turista nacional y extranjero es calamitosa. Se observa que durante algún tiempo la comuna no ha invertido recursos suficientes para mantener en óptimas condiciones el histórico edificio, que sirve de ventana al mundo en materia de turismo.
Y la apreciación no está lejos de la realidad. Una entrevista con el licenciado Jorge Urbina, Gerente del Mercado de Artesanías, confirma que los ingresos que percibe este centro de arte y cultura alcanzan apenas para pagar la planilla de las 25 personas que allí laboran y los servicios básicos.
Sin embargo, reconoce que hacen falta recursos para invertir en la infraestructura, la que tiene en planes mejorar, siempre y cuando el alcalde Orlando Noguera obtenga respuestas positivas a las gestiones que realiza con países amigos.
Ni para barnizar
En el Plan de Inversión Anual Municipal (PIAM) la municipalidad ha proyectado invertir tan sólo 29 mil 927 córdobas en el Mercado de Artesanías, lo que no alcanza ni para barnizar las puertas.
Entre las prioridades, según Urbina, están: cambiar el techo de la plazoleta, la construcción de los camerinos, barnizar las puertas y construir una plazoleta. Para esto necesita 120 mil dólares.
Los toldos que cubren del sol y la lluvia a los turistas nacionales e internacionales también lucen en mal estado, y hasta el momento en lo único que han invertido es en la reparación del piso de la tarima donde se presentan los artistas, que tuvo un costo de 80 mil córdobas.
Urbina dijo que a su Administración le correspondió instalar el cielo raso y el aire acondicionado a uno de los salones de eventos, el que tuvo un costo de 150 mil córdobas.
Justificando la falta de inversión a uno de los centros de cultura más importantes de Nicaragua, el gerente dijo que durante su Administración ha invertido en la compra de 400 sillas plásticas, en la construcción de andenes y canaletas para evitar problemas con los arrendatarios durante el invierno, y también mandó a instalar gradas de acceso a personas con capacidades diferentes.
Más de 200 mil
córdobas de deuda
También asegura que ha sido un obstáculo durante su gestión la deuda de 222 mil córdobas que dejó la anterior gerencia. “Tenemos muy bajos recursos, los egresos están igual que los ingresos, y hay 25 personas trabajando”
La precariedad económica del Mercado de Artesanías no permite la realización de eventos de calidad. Jorge Urbina asegura que aunque quisiera contratar conjuntos musicales de calidad, del agrado de la mayoría, no hay capacidad económica para hacerlo.
“Jueves de Verbena”
ya son referencia
Por el momento, el Mercado de Artesanías continúa realizando los “Jueves de Verbena”, los que ya se han convertido en una referencia nacional, pero sobre los cuales existen muchas críticas de los asiduos visitantes, que aseguran que han desmejorado en calidad.
Algunos turistas y nicaragüenses que viven en el extranjero critican que cuando han tenido la oportunidad de participar en los “Jueves de Verbena” se han encontrado con espectáculos que nada tienen que ver con la cultura nacional, y citan como ejemplo la presentación de bailes y música rap que no forman parte de la cultura nacional.
El Mercado de Artesanías fue inaugurado como centro de compras general en el año 1898. Su construcción fue financiada por Adolfo Benard, un azucarero granadino.
Tiene una extensión de 110 metros de largo por cada uno de sus cuatro lados, y en su estilo original tenía más de cien puertas y ventanas.
Los turistas que visitan la ciudad admiran mucho la fisonomía del vetusto edificio, pues además de la originalidad, sus paredes encierran más de un siglo de historia.