Departamentos

Policía chinandegana estrena jefe policial

* El jefe anterior pasa a dirigir el Instituto de Seguridad Social de la Policía Nacional

Róger Olivas

El comisionado mayor Francisco Aguilera Ferrufino es el nuevo jefe departamental de la Policía de Chinandega, en sustitución del comisionado mayor Aldo Martín Sáenz Ulloa, quien fungió durante dos años y medio en ese cargo y ahora será el jefe del Instituto de Seguridad Social de la Policía Nacional.
Originario de León, con amplia experiencia policial y excelente relación con los periodistas, Aguilera Ferrufino dijo a EL NUEVO DIARIO que fortalecerá el trabajo de su antecesor, el cual dejó adelantos tecnológicos, la formación de los Comités de Prevención Social del Delito y redujo la actividad delictiva.
Además, la elaboración de un proyecto que beneficiará con 105 viviendas a igual número de efectivos policiales de este departamento. Tras recibir las 13 unidades policiales de Chinandega, el comisionado mayor Aguilera Ferrufino aseguró que fortalecerá la vigilancia y patrullaje en la ciudad y el campo para disminuir los delitos.
Repite en la zona
Manifestó que fue jefe policial de este departamento durante siete años hace 15 años, por lo tanto, conoce la cadena de mandos, lo cual influirá en una labor eficiente durante el tiempo que permanezca al frente de la jefatura de Chinandega.
El oficial informó que el subcomisionado Carlos Hernández, ex jefe de la delegación de El Viejo, asumió la delegación de Corinto en sustitución del subcomisionado Francisco Ruiz, quien pasó a Chichigalpa en relevo del subcomisionado Fernando Escobar, nuevo jefe de la Policía de El Viejo, entre otros cambios.
Confirmó que tras una resolución de la Dirección de Asuntos Internos, el comisionado Danilo Rivera Chévez, segundo jefe departamental de la Policía de Chinandega, fue dado de baja deshonrosa por supuestos malos comportamientos y esperan el nombramiento de su sustituto.
Disminución de delitos peligrosos
Por su lado, el comisionado mayor Aldo Martín Sáenz Ulloa expresó que durante su gestión hubo cambio de actitud del personal, que mejoró el servicio a la ciudadanía y la eficacia en la prevención y esclarecimiento de los delitos.
Precisó que durante 2006 disminuyeron en 25 por ciento los asesinatos, homicidios, robos con intimidación, secuestros, entre otros delitos peligrosos. “En 2005 hubo 44 muertos por asesinatos y homicidios, y en 2006 se registraron 24, lo cual es un indicador de la excelente seguridad ciudadana en este departamento”, indicó.
Mencionó que entre los proyectos pendientes está la construcción de la unidad policial en la Península de Cosigüina, que cuenta con 17 mil 500 habitantes y una intensa actividad ganadera, camaronera y manicera.