Departamentos

Llegan 65 mil quintales de abono

* Sesenta mil pequeños y medianos productores del país serán beneficiados * Primer embarque llegó en barco de bandera tailandesa procedente de Japón * Fertilizante pasó tres controles de calidad y fue comprado a Bélgica

Róger Olivas

CORINTO, CHINANDEGA
A finales de este mes arribarán a este puerto, el más seguro de Centroamérica, un total de 5 mil toneladas métricas de urea, equivalentes a 110 mil quintales, para beneficiar a 60 mil pequeños y medianos productores de todo el país durante la próxima siembra de postrera.
El anuncio lo hizo aquí Yubran Eslaquit, Director del Programa KR2 del Instituto de Desarrollo Rural, quien recientemente junto a José Ramón Kontorovsky, Director Ejecutivo del IDR, recibió 65 mil quintales de fertilizante de alta calidad conocido como NPK (abono completo), valorado en 50 millones de córdobas donado por el Gobierno de Japón. El producto agrícola llegó a este puerto a bordo del barco mercante “Vijitra Nares”, de bandera tailandesa.
Eslaquit dijo que el fertilizante pasó por tres controles de calidad y fue comprado en Bélgica después que el Gobierno del Japón realizará una licitación para la compra, donde fue escogida la compañía nipona Mitsubishi.
“Esta donación es por 4 millones de dólares y se ha mantenido desde hace 15 años ininterrumpidos, este fertilizante será comercializado a precios preferenciales a pequeños y medianos productores del país a través de las agencias de Polos de Desarrollo ubicadas en Ocotal, El Sauce, Telica, Nandaime, Managua, Sébaco, Muy Muy, Jinotega, Juigalpa y La Gateada”, aseguró el funcionario.
Fondo contravalor crea proyectos
Eslaquit afirmó que con la comercialización del abono y la urea han creado un fondo contravalor, del cual en los últimos cinco años han invertido 150 millones de córdobas en 20 proyectos, principalmente en caminos rurales a nivel nacional.
Por su lado, José Ramón Kontorovsky, Director Ejecutivo del IDR, dijo a EL NUEVO DIARIO que con este fondo avanzan en el 85 por ciento de la construcción de 75 kilómetros de la carretera El Rama-Kukra Hill, que unirá en invierno y verano el Pacífico con el Atlántico.
Con este fondo contravalor, el IDR apoya el Plan Libra por Libra, y beneficiará a pequeños y medianos ganaderos de los departamentos de Boaco y Chontales con una planta de nitrógeno líquido valorada en 4 millones de córdobas para mejorar el hato.