Departamentos

Destaces insalubres en León


Marianela Flores

LEÓN
El destace de cerdos en el rastro municipal es realizado en condiciones insalubres, ya que los cubículos están en total deterioro, con sumideros estancados, pisos socavados y un ambiente impregnado de mal olor.
Como si algo faltara, la mayoría de matarifes no tienen botas de hule ni uniforme, lo que propicia la contaminación y las enfermedades.
“Hemos exigido a los abastecedores que nos garanticen la indumentaria básica para destazar, pero no quieren. Hay personas que sufren de hongos y estamos expuestos al pelaje, además es antihigiénico para la misma carne que se vende”, indicó Bernabé Morales, secretario del Sindicato de Matarifes de León.
Área construida en desuso
Hace un par de años, la alcaldía construyó un área para la matanza de cerdos, no obstante, no es utilizada, porque según los matarifes y abastecedores es inadecuada para la actividad.
Alegan que el piso es liso, lo que ha causado varios accidentes, sólo existen siete mesas cuando hay más de veinte clientes al día, los lavaderos son demasiados pequeños y están alejados de las mesas, y la caldera eléctrica cuece demasiado el cerdo, lo cual aligera el proceso de descomposición.
“No tomaron en cuenta a nadie, mal invirtieron el dinero. Hemos solicitado a la alcaldía que mejore los cubículos antiguos o remodele los nuevos, pero no quieren”, sostuvo Morales.
Pablo Hernández, uno de los mayores abastecedores de León, consideró que la alcaldía debe acceder a esa solicitud, tomando en cuenta que recibe impuestos por cada animal destazado.
Alina Rojas, responsable de Servicios Municipales de la alcaldía, aclaró que no van a invertir en las instalaciones deterioradas, sino que están demandando a los matarifes que usen las nuevas áreas.
“Hace cuatro años fueron apoyados por el Concejo y siguieron en los cubículos. No importa que maten como lo han hecho siempre, pero en las instalaciones construidas ya hay algunos que aceptaron, son más higiénicas, después podríamos remodelarlas”, respondió la funcionaria.
En la actualidad, por cada cerdo destazado la alcaldía recibe 19.50 córdobas, sin embargo, este impuesto podría aumentar dada la propuesta que presentará Servicios Municipales al Concejo sobre las nuevas tarifas. Y es que, según Rojas, el rastro es subsidiado por la alcaldía, porque no da suficiente para mantenerse con lo que genera.
En cuanto al traslado, los matarifes dijeron estar dispuestos a trasladarse siempre y cuando la alcaldía empiece a mejorar el local, que cuenta con un sistema aéreo para el recorrido del cerdo, el que tampoco funcionó porque más de una vez el pesado porcino cayó al piso antes de llegar a la zona de destace.