Departamentos

Asalto tras asalto y sospechan “pasada de cuentas”

* Productor recibió un tiro en el pecho y fue despojado de C$40,000

MATAGALPA
Delincuentes armados con fusiles de guerra asaltaron e hirieron a un productor, en el municipio de San Ramón, cuando éste se dirigía a su casa, ubicada en la ciudad de Matagalpa, después de haber vendido un ganado.
El hecho se registró a las seis y quince minutos de la tarde del jueves, en las cercanías de la finca La Barranca, ubicada en la comunidad de La Reina, donde los delincuentes aguardaban escondidos en lugares estratégicos al productor Roberto Clarence Parker Franvenberger.
La oficina de relaciones públicas de la Policía departamental señaló que primero los delincuentes, que portaban fusiles Ak, vestían ropa pinta y se cubrían el rostro con máscaras, interceptaron al jeep placas 008-53, propiedad de la familia Oliú, que era conducido por Salvador Olivas López, quien era acompañado de los señores Henry Zeledón y Nelson Castro.
Los tres delincuentes bajaron a los asustados ciudadanos y los metieron a unos predios montosos, donde despojaron al conductor del jeep de quinientos córdobas y a los otros de unos celulares. Posteriormente dos sujetos salieron a la carretera a esperar al vehículo de Parker y uno de ellos se quedó cuidando a los asaltados.
Se conoció que a los pocos minutos apareció el jeep del productor, y el conductor, al ver a los delincuentes, trató de retroceder, pero los armados comenzaron a disparar en contra del automotor, hasta que lograron herir en el tórax a Roberto. Los armados se acercaron al automotor en actitud amenazante, por lo que el productor les manifestó que se llevaran el dinero, pero que no lo mataran.
Los delincuentes se llevaron 40 mil córdobas que la víctima llevaba en el vehículo, producto de la venta de unos semovientes.
Luego, los armados se dieron a la fuga con rumbo desconocido, mientras los primeros asaltados ayudaban al herido para trasladarlo en busca de atención médica.
La Policía por su parte investiga para tratar de dar con los delincuentes, pero hasta el momento se sospecha de miembros de una sociedad a la que había pertenecido el productor herido.
Estas sospechas también fueron confirmadas por el alto mando del Sexto Comando Militar del Ejército de Nicaragua, que señala sus sospechas de que el atentado en contra del productor matagalpino sea una “pasada de cuenta”, pero serán las investigaciones las que digan las verdaderas causas que motivaron a los armados a atacar al productor, aseguraron.