Cultural

Gioconda Belli gana el Premio “Ciudad de Melilla”

La escritora nicaragüense Gioconda Belli obtuvo el Premio Internacional de Poesía “Ciudad de Melilla”, por la obra “Fuego soy, apartad”, dotado con 18 mil euros y la publicación del poemario

Melilla, España /Efe

El galardón, al que concurrieron más de doscientas obras, buena parte de ellas procedentes de países latinoamericanos, fue fallado en un acto institucional en el que actuó el cantautor español Amancio Prada.
Un jurado presidido por Luis Alberto de Cuenca y compuesto también por José Luis Herrera Castillo, Carlos Barzal, Jesús García Sánchez y Benjamín Prado decidió otorgar por unanimidad el premio, que alcanza su XXVIII edición, a la escritora nicaragüense afincada en Estados Unidos.
La obra premiada, presentada bajo el pseudónimo de “Tinta leve”, fue elegida de entre otras catorce que llegaron a la selección final, tras tres cribas previas a partir de los 214 trabajos que concurrieron, de los cuales veinticuatro procedían de España y el resto de Europa, Asia y América.
En anteriores ediciones recibieron el Premio Internacional de Poesía “Ciudad de Melilla”, entre otros, los escritores Miguel Fernández, Alfonso Canales, Luis Rosales, Álvaro Montero, Fernando Quiñones, Pablo García Baena, Luis Antonio de Villena, Clara Janés y Luis Alberto de Cuenca. Antes del fallo del jurado se presentó el recién publicado libro ganador de la edición anterior, “La vida en llamas”, del español Luis Alberto de Cuenca, un poemario de ochenta composiciones que su autor definió como “un resumen” de su mundo poético desde “La caja de plata” y del cual leyó los versos de “S’Agaró” y el soneto “Aiguablava”. De Cuenca destacó que el amor es “un tema especialmente obsesivo” en su obra, y añadió que “quien crea que cada libro de poesía tiene que ser diferente está muy equivocado”.
“La vida en llamas”, editado por la Ciudad Autónoma de Melilla dentro de la colección “Rusadir”, va acompañado por un disco en el que el autor declama todos los versos de la obra, que se divide en siete partes y fue escrita entre 2002 y 2005.
Por su parte, la responsable de Cultura de Melilla, Simi Chocrón, recordó en su intervención que en esta cita literaria la ciudad “acude a un encuentro renovado con la cultura”.
Reseñó que la poesía es “un valor de transmisión y un vehículo de comunicación”, todo lo cual le otorga el valor de ser “un factor social”.
Chocrón insistió en el compromiso cultural de Melilla con este premio, en el que “el importante número de obras presentadas habla del interés que suscita”.