Contacto END

Nicas y ticos en abrazo fronterizo

* Celebran feria de la salud y facilitan trámites consulares gratuitos * Vecindarios del lado costarricense celebran iniciativa bipartita

Costa Rica

Un grupo de médicos y personal que atiende en materia de salud pública de Costa Rica y Nicaragua, así como funcionarios consulares, miembros de la Iglesia de Cristo y otros profesionales ticos, este fin de semana hicieron a un lado el descanso para ayudar y solidarizarse con pobladores de las comunidades fronterizas ubicadas en Costa Rica.
Todos se unieron para realizar la feria de salud y servicios consulares en la comunidad La Victoria, en Upala, provincia de Alajuela. Para ello se trasladaron desde el viernes, ubicándose en la escuela del sitio.
Desde horas tempranas cientos de nicaragüenses y ticos llegaron de las comunidades de San José de Upala, San Ramón, México de Upala, Homosa, Papaturro, Pueblo Nuevo 1 y 2, El Valle de Guadalupe, El Coral y Pénjamo, para recibir atención médica, servicios consulares y recreación.
“Estos esfuerzos son los que unen más a los dos pueblos. Esto irá profundizando la hermandad y la convivencia de los dos países. Éstas son comunidades que históricamente han estado en el olvido y que carecen de los servicios mínimos”, comentó Leticia Herrera, Cónsul General asignada por Nicaragua.
Agregó que se continuarán realizando este tipo de ferias porque ayudan a informar y documentar a los nicaragüenses que residen en estos lugares, y sobre todo, para inscribir en el registro a sus hijos.
En total se brindaron 348 consultas generales, 107 odontológicas, 13 pruebas para detectar el sida, 17 Papanicolau y 15 para medir los niveles de glucosa (azúcar) en la sangre. En la parte consular se entregaron más de 150 pasaportes provisionales de forma gratuita, se brindó asesoría jurídica y se inscribieron a menores.
Las organizaciones participantes en la actividad fueron: Fútbol por la Vida, municipalidad de Upala, Alcaldía de San Carlos, delegación del gobierno de Costa Rica, Hospital de Upala, Consulado General de Liberia y Ciudad Quesada; Silais de San Carlos, Iglesia de Cristo, ex militares del extinto EPS, militantes sandinistas, entre otros.
“Ha sido una experiencia positiva. Seguiremos apoyando estos esfuerzos porque nos permiten llevarle atención a las comunidades”, expresó fatigada pero satisfecha la doctora Claudia Páramo, Directora de Salud del municipio de San Carlos, Río San Juan. Johnny Gutiérrez, activista del municipio de San Carlos, informó que la alcaldía de esa localidad se sumó y aportó recursos para el traslado y estancia de la brigada médica. Asimismo, estuvieron presente los cónsules de Liberia, Mario Rivas, y de Ciudad Quesada, José Lindo. “Es un encuentro con las comunidades fronterizas. Son momentos de convivencia y de reencuentros familiares. Además, se les brindó servicios de salud, consulares y de recreación a los pobladores menos atendidos de las comunidades fronterizas.
Es muy interesante ver la convivencia entre ticos y nicas. Son gestos que destacan y ayudan a mejorar la calidad de vida”, expresó Alejandro Ubau, uno de los promotores de la feria.