Contacto END

Construyen 29 viviendas y 10 cisternas para agua de lluvia


Un total de 29 viviendas, 53 letrinas de fibra de vidrio y zinc y diez cisternas para almacenar agua, con capacidad de 25,000 lts. cada una, han autoconstruido familias pobres de las comunidades El Horno y Aguas Escondidas, del Municipio de Pueblo Nuevo, Estelí.
En la zona ha llamado mucho la atención la cisterna para acopiar agua de lluvia, por su capacidad de almacenamiento de hasta 25 mil litros, facilitando agua para cocinar, tomar y aseo personal a toda una familia campesina durante el verano. Esta experiencia va a ser apoyada por ERN, en zonas de trópico seco, especialmente.
Vivienda digna
Las familias beneficiadas de El Horno y Aguas Escondidas han hecho realidad su sueño de tener una vivienda digna, gracias a la solidaridad de Dreikonigsaktion-Austria y la constante conducción, supervisión y animación de Escuelas Radiofónicas de Nicaragua.
Estas viviendas se caracterizan por ser de ladrillo cuarterón, cuatro ambientes (una sala, un dormitorio para los hijos, uno para las hijas y otro para el matrimonio) con embaldosados y techo de zinc.
Promoviendo autoconstrucción
Todos los proyectos de viviendas que ha realizado Escuelas Radiofónicas de Nicaragua los ha hecho mediante el método de autoconstrucción, para lo que capacitan a los beneficiarios, enseñándoles las técnicas básicas, dando como resultado la enorme satisfacción de tener una casa nueva que ha sido construida mediante el nivel de disciplina, compromiso y capacitación que ellos han manifestado.
Metas agrícolas, organización y gestión local
Es importante señalar que estas familias beneficiadas han logrado establecer 73 manzanas de viveros forestales, 7.81 manzanas de hortalizas, 10 parcelas modelo familiar, 53 viveros forestales y 52 bancales profundos, como expresión de una propuesta de seguridad alimentaria que descansa en la diversificación de productos y una superación de la extrema pobreza mediante acciones de Desarrollo Rural Integral.
Todo el accionar agrícola que se ha desarrollado en la zona del proyecto obedece al sistema de operar de Escuelas Radiofónicas de Nicaragua; es decir, las familias que son beneficiadas con viviendas primero tienen que cumplir con sus metas agrícolas y de organización, gestión local e integración de la mujer al desarrollo, con el objetivo de crear una conciencia dinámica en el campesinado que tenga como resultado el cuido, uso y aprovechamiento de la tierra, y de esta forma ir eliminando el fenómeno de la dependencia organizativa y del monocultivo en la producción.
Las familias están muy contentas y satisfechas con el trabajo realizado, el método organizativo de autoconstrucción y aporte de materiales por parte de los beneficiarios en quienes ERN promovió un sentido de pertenencia a la comunidad y la apropiación de los proyectos, elevando la autoestima, recuperando las esperanzas y las fuerzas necesarias para enfrentar la difícil situación en que se encuentran.