Contacto END

San Marcos sufre de sed


San Marcos, Carazo
Las autoridades de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal), ayer revelaron que la falta de agua potable en San Marcos, Carazo, se debe al robo de un enorme cable que estaba sumergido en el pozo de Samaria, la principal fuente de esa zona, la cual ahora recibe el líquido mediante cisternas de la Alcaldía.
El ingeniero Rolando Martínez, de la delegación de Enacal en Carazo, dijo que la Policía Nacional ya recibió esa denuncia, pues se trata de un cable costoso de unos 500 metros, que estaba dentro del pozo ubicado en la salida hacia Masatepe y lo arrancaron el pasado 31 de diciembre.
Precisó que ahora la Policía está investigando, pues se pudo confirmar que los sujetos cortaron el cable en pedazos y también dañaron las instalaciones, razón por la cual el vigilante podría ser suspendido de su cargo.
El costo de este cable, según el funcionario, oscila entre 15 y 16 mil dólares, y el problema más grave es que no se consigue en Nicaragua, por lo que la falta de agua podría extenderse durante varias semanas.
Cabe destacar que desde hace varias semanas San Marcos ya tenía serios problemas de abastecimiento, pues la bomba de este pozo de Samaria colapsó por un alto voltaje de energía y no había presupuesto para reemplazarlo, no obstante, se estaba logrando enviar el líquido durante algunas horas.
Sin embargo, esto último se suspendió por el robo del cable, y el municipio ha quedado totalmente sediento, enfrentando miles de dificultades. El Alcalde de San Marcos, doctor Salvador García Hernández, ayer se reunió con funcionarios de Enacal y dijo que en conjunto están buscando una solución a la crisis, pero eso perece imposible, pues la única solución es reemplazar el motor y el cable.
Por el momento, la Alcaldía, que se ha puesto al frente de la emergencia, y sus funcionarios aseguran el agua de forma racionada a decenas de familias, haciendo uso de cuatro cisternas que pertenecen a la municipalidad.