Buena Onda

Paris Hilton


No esta buscando un arete caído en el suelo, ni menos viendo las casitas de las hormigas ni pidiendo perdón por sus actos. ¡Hello, Paris! ¿Volvés a perder el glamur ante las cámaras?
Sos todo un caso mi amiga. En fin, luego de esta ‘jaladita de chaqueta’, pasemos a lanzar la ráfaga que esta semana les traemos en BUENA ONDA.
Se trata de la Paris, ¿de quien más? Quien volvió a protagonizar otro de sus sonados escándalos, ahora en Brasil. La célebre heredera del imperio Hilton se dejó seducir por la malta, el arroz y la cebada (componentes de las cervezas, si no lo sabías), en el Carnaval de Río de Janeiro y en su primera participación se rajó la maceta, literalmente, en medio de los festejos carnavalescos.
La rubia fue la invitada especial de una fiesta privada organizada por una marca de cerveza y, como era de esperarse, se convirtió en el centro de atención con una liberal postura. A la nena creo que le estorba la ropa y de recatada nada, pues insinuantes imágenes de Hilton, a quien parece no importarle los lentes de los fotógrafos, dejan ver un provocador cruce de piernas, un vestido transparente que no consigue ocultar calzones negros que se puso y hasta una aterrizada lujosa con cerveza en mano… ¿que mas podríamos pedir?