Buena Onda

Apliquemos la técnica del piropo

Los piropos son técnicas que elevan la autoestima de las personas, mismos que se acompañan de suspiros, sobre todo si te los lanza el que podría ser el amor de tu vida. Si querés conquistar a la chica que se sienta al lado tuyo cuando estás en clases, o bien a esa que te cautiva con sólo mirarla, podés usar la técnica del piropo, y tirarle uno de ésos que le llegan al corazón. Las chicas también pueden recurrir a esta técnica vieja pero buena

Hay piropos que hacen suspirar y otros que hacen enfurecer y esto se debe a que muchas veces hay jóvenes que no les gusta demostrar su verdadero sentir hacia el sexo opuesto y utilizan la técnica grosera, según estudiantes de la UCC, a quienes BUENA ONDA les hizo una encuesta sobre qué piensan sobre la técnica del piropo.
Lo que piensan los chavalos de los piropos
“Estás buena y madura como un mango”, es uno de los piropos que suelen acompañar a Jasser Obando, cuando de conquistar se trata, quien además agrega que es una técnica que todavía funciona.
Para Tatiana Reyes, piensa que en algunas ocasiones los piropos suelen llegar bonitos, eso sí, dependiendo de quien venga, dice entre risas, porque si viene de una persona agradable éstos suelen escucharse lindo, de lo contrario suenan groseros. “No todos los hombres tienen tacto para enamorar a una mujer”, puntualizó.
Los piropos halagan a las personas, expresó Jason Castillo. “Amor regálame tus ojos, es uno de los piropos que más suelen decirme y casi no recurro a esta técnica, pero no está mal decir un piropo de vez en cuando a las muchachas”, agregó.
Pero no todos piensan que los piropos sean parte del romanticismo como es el caso de Edward González, quien dijo para BUENA ONDA que “creo que los piropos son inestables porque no a todas las mujeres les gustan esas cosas, debido a que en estos tiempos esa técnica ha perdido fuerza, yo prefiero que las cosas se digan directas”, considera.
“Me encantan que me digan piropos sobre todo si éstos vienen de un guapo”, dijo Emilse Guzmán, quien asegura que cuando esto ocurre no sonríe en el momento, sino hasta después. “Creo que todas reaccionamos así cuando pasamos cerca de alguien y nos dice un piropo”, añadió esta joven estudiante.
El piropo que más le ha gustado a Jolieth Méndez de miles que le han dicho es: “Que lindo el ángel que va pasando sobre esta nube” y “creo que la técnica del piropo pega, siempre y cuando esté bien hecha y con el buen sentido”, reveló a BUENA ONDA.

Créditos: Foto de Portadas estudiantes de la UCC. Foto: Oscar Cantarero/END