Buena Onda

¿Problemas para decidir qué estudiar?

“Si el joven tiene claro lo que le gusta, lo único que le queda es hacer realidad su sueño. Si quiere ser astronauta, pues que se ponga las pilas para irse a Houston, a la Nasa. Lo importante es intentarlo”, dicen los expertos

Eunice Shade

Se termina tu último año en el colegio y todavía no sabés qué estudiar, tus padres te presionan para que te decidás o el sólo ver a tus amigos ya listos y “empericuetados” hablando de “primer ingreso” o “cursos de verano, de inducción o propedéutico” te pone nervioso… pues no hay nada de qué preocuparse, dicen los especialistas, porque escoger la carrera que es para vos es una decisión importante así que “tomate tu tiempo”, pero sin exagerar.
Conversamos con Marianela Mendoza, consejera estudiantil de la Universidad Americana y le preguntamos cómo podrías estar seguro de lo que querías estudiar. Y nos respondió: “Un joven estará seguro de lo que quiere estudiar cuando tiene armonizado sus intereses y capacidades con la elección de los estudios y del futuro campo laboral”. Es decir, que elijás de acuerdo a tus capacidades e intereses, aunque el licenciado Mario Ilabaca, Director del Departamento de Vida Estudiantil de la Universidad de Ciencias Comerciales, opina que si ya sabés lo que te gusta, pues adelante. “Si el joven tiene claro lo que le gusta, lo único que le queda es hacer realidad su sueño. Si quiere ser astronauta, pues que se ponga las pilas para irse a Houston, a la Nasa. Lo importante es que lo intente”.
Pero si todavía no estás seguro o segura de qué hacer con tu vida tanto Mendoza como Ilabaca te recomiendan buscar ayuda profesional. “Un psicólogo que le facilite al joven orientación vocacional con instrumentos específicos comos los tests, a fin de que decida correctamente sobre su futuro”.
¿Vocación, dinero o complacer a tus padres?
Considera Mendoza que “por principios éticos, no se debe anteponer la conveniencia monetaria de una carrera como factor de motivación primordial”. La psicóloga insiste en que valorés tus intereses y tus capacidades, que hagás un balance de los mismos.
Ilabaca piensa que el joven debe elegir libremente lo que le gusta, no por dinero ni por imposiciones paternas, lo ideal para que tengás éxito es que estés convencido de que lo que vas a estudiar es lo que te llena, sino después vienen las frustraciones, “yo quería ser tal cosa o si yo hubiera hecho esto”, así que la actitud debe ser: “Estudiaré esta carrera porque es lo que me define. Es mi vocación”.
Te has preguntado qué carreras son las apropiadas para un país como Nicaragua. Marianela Mendoza te aconseja: “Nicaragua como país sub-desarrollado, necesita de profesionales vinculados a la producción agropecuaria, y a los rubros emergentes de su economía. Sin embargo, no se puede obligar a los jóvenes a elegir una profesión que no está dentro de sus intereses vocacionales. Esta es una de las causas principales de frustraciones profesionales”.
El papel de los padres de familia
“Los padres, agrega Mendoza, deben de respetar y apoyar las decisiones personales de sus hijos con respecto a la elección que tomen por una profesión. En caso de no tener capacidad, deben buscar ayuda profesional para que sus hijos elijan una profesión que respondan a sus intereses y capacidades”.
Ilabaca recomienda que estudiés lo que te gusta, que no te des por vencido “que persigás tu sueño”. En el caso de que no tengás dinero para la carrera de tu vida, pues un recurso que te queda es consultar los planes de becas, becas-trabajo, becas-deportivas, u otras opciones que algunas universidades ofrecen. Hablá con tus padres, sincerate y deciles tus inseguridades, o si no buscá a un psicólogo para que te ayude a encontrar el camino.
Y una vez en la universidad… ¿qué necesitás saber?
El cambio de colegio a universidad es fuerte. Marianela Mendoza asegura que “el cambio radica principalmente en el control. En el colegio los controles son ejercidos tanto por los padres, como por profesores, o sea son controles externos. En la universidad los estudiantes ejercen un control interno, lo que significa un fuerte cambio de reglas, por ejemplo deben tener autocontrol de su horario de clase, de sus horas libres, de su disciplina, de su puntualidad, de su propio rendimiento”.
¿Qué deben saber los jóvenes antes de ingresar a la Universidad?
“Primero tener bien firme su decisión por la carrera elegida. Segundo, debe conocer bien el plan académico de la carrera elegida y sus contenidos. Tercero, debe conocer la universidad elegida, las características, funcionamiento, misión, visión, elementos que la componen (biblioteca, laboratorios, talleres, actividades extracurriculares, entre otras)”.