Opinión

La historia al final de la historia

Hace quince años argumentaba en mi libro El fin de la historia y el último hombre que si una sociedad quería ser moderna no había más alternativa que la economía de mercado y un sistema político democrático. Por supuesto, no todos querían ser modernos y no todos podían establecer las instituciones y las políticas necesarias para que la democracia y el capitalismo funcionaran, pero ningún otro sistema podía arrojar mejores resultados. Así, mientras que “El fin de la historia” fue esencialmente una discusión sobre la modernización, algunos han vinculado mi tesis sobre el fin de la historia con la política ...

El insomnio del guerrero

La elección del presidente Daniel Ortega para un segundo término de cinco años supondría el inicio de cambios importantes en la institucionalidad política del país. Uno de los más evidentes sería su sucesión en la candidatura sandinista a la Presidencia de Nicaragua, aspiración que él supo sostener a pesar de ...

Cuestión Malvinas: soberanía, diálogo y diplomacia

En 2007 se cumple un nuevo aniversario del Conflicto del Atlántico Sur, uno de los peores momentos de la larga historia de la disputa de soberanía entre la Argentina y el Reino Unido sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes. La ...


Mujeres y hombres: las desigualdades persisten en la aldea global

El estudio “Tendencias mundiales del empleo de las mujeres Resumen 2007” revela claramente que falta mucho camino por recorrer para reducir las desigualdades entre la mujer y el hombre en el mundo entero, particularmente en la esfera laboral. Es revelador ...

Nota para Antenor Rosales y para los medios

Señor Antenor Rosales: Usted no es una persona que está en la llanura. Es un ciudadano que ejecuta importantes funciones de servicio público, por lo que está sujeto al escrutinio de toda la sociedad. Y es su deber que le ...

El sexo débil

Hablemos claro, digámoslo sin contemplaciones: la única ventaja que tenemos los hombres sobre las mujeres es la fuerza física; es decir, la fuerza bruta. Ah, y por supuesto, y por ahora, el poder económico y el poder político; ¿poca cosa ...