Portada
Archivo
 
El Nuevo Diario
Domingo 7 de Abril de 2002 | Managua, Nicaragua
_
 
Busqueda
Escribenos
Nacional Sucesos Variedades Deportes Opinion Departamentos
Clasificados online
$ Cambio  
del Dólar  $
Compra:
C$ 14.0568
Venta:    
C$ 14.0590

Cronología sobre la vida de la santa granadina
Sor María Romero, vida abundante
* «Sabía hacer lo que tenía que hacer únicamente por amor a Dios...»
* Testimonios, Votos perpetuos y ejemplo vivo a ser imitado


AUGUSTO CERMEÑO
GRANADA.-

Foto
  Sor María Romero Meneses.  

Sor Mercedes Mondragón, ex alumna de Sor María Romero Meneses, dijo que la santa granadina «era una mujer normal, nada extraordinaria». La conoció en sus tiempos de formación en el Colegio María Auxiliadora, donde Sor María fue su maestra de música y canto. La religiosa salesiana mostró a EL NUEVO DIARIO una cronología sobre la vida de la santa granadina.

Manifestó que la monjita que será declarada beata por el Papa Juan Pablo II el próximo 14 de abril, en Roma, «sabía hacer lo que tenía que hacer únicamente por amor a Dios. Supo hacer las cosas para gloria de Dios y para bien de las almas, como Don Bosco y Sor María Mazzarelo, que son nuestros fundadores».

Resaltó que los milagros de Sor María son tan innumerables que «uno no acabaría nunca de contarlos. Una vez que Sor María estaba pidiendo a la virgen que le curara a un niño que había nacido bien de los ojitos, pero una pedrada de un hermanito lo dejó ciego».

«Como la virgen se dilataba en darle respuesta, entonces le amarró los ojos a la imagen de la virgen y le dijo: No te voy a soltar hasta que tu me hagas que ese niño vea, para que tu sientas que horrible es haber visto y no ver ahora», relató Sor Mercedes.

Agregó que la semana siguiente la mamá llegó con el niño ya bien restablecido. Entonces le dijo a la mamá: vaya a quitarle la venda que tiene en los ojos la imagen de la Virgen. «Sor era una persona toda de Dios», insistió Sor Mercedes.

«Ayudaba a querer mucho a la virgen, a ser tan sencilla, de huir de todo lo que es apariencia y ser lo que uno es realmente delante de Dios y de nadie más», dijo en su testimonio Sor Mercedes.

CRONOLOGIA DE SOR MARIA ROMERO

Sor Mercedes nos mostró una serie de documentos, cuidadosamente elaborados, en los que se dan detalles cronológicos de la vida de la Santa. Sor María fue la alumna número 16 en la historia del colegio María Auxiliadora, fundado en 1913. Precisamente en el año lectivo 1913-1914, ingresa quien hoy se está convirtiendo en la primera Santa de Nicaragua y Centroamérica.

Sor María, nace a las 3:30 de la tarde del 13 de enero de 1902, siendo Presidente de Nicaragua el general José María Zelaya y el Papa, en Roma, era León XIII. El alcalde de Granada era don José Angel Mora, quien firma el acta de nacimiento de Sor María, como hija legitima de don Félix Romero Arana y doña Ana Meneses Blandón.

La copia del certificado de nacimiento, de vieja data, es guardado con mucho celo por las monjitas salesianas de esta ciudad. Para ubicar la partida de Sor María se debe buscar el folio 344, tomo 0015, partida número 789. Fue inscrita en el registro de las personas de la Municipalidad por su tío, don Manuel Romero Arana.

La Fe de Bautismo de Sor María es la número 14, folio 376, del 20 de enero de 1902. Fue su madrina doña Concepción Meneses y fue bautizada por el presbítero Víctor M. Pérez, en la Merced. La estatua del sacerdote que la bautizó está en el patio interior de la Iglesia de la Merced.

El padre Pérez nació el 7 de junio de 1867 y el 22 de diciembre de 1894 es ordenado sacerdote. Es párroco de la Merced de 1898 a 1911. Muere en esta ciudad el 12 de febrero de 1936.

AL CUMPLIR UN AÑO PASA A VIVIR CON LA ABUELITA

Propiamente el 13 de enero de 1903, Sor María Romero pasa a vivir con su abuelita, Pastora Arana, al cumplir un año de nacida, en su casa natal, ubicada frente a la esquina donde estuvo el BANIC Xalteva. Fue confirmada por Monseñor Simeón Pereyra Castellón, segundo Obispo en la historia religiosa de Granada, el 23 de julio de 1904. Sor Mercedes nos aclara que «antes las confirmaciones se hacía a temprana edad».

El 15 de mayo de 1906 inicia con sus primarios y el 8 de diciembre de 1909, cuando esta ciudad cumplía 385 años de fundada, según la fecha estimada por los historiadores sobre la fundación de la Gran Sultana por el capitán español Francisco Hernández de Córdoba, Sor María recibe la Primera Comunión, en la Iglesia de La Merced, con 200 niños.

El padre de la monjita, un hombre muy rico, invitó a todos los niños a desayunar en su casa. El 11 de noviembre de 1911 muere la abuelita de Sor María, regresando a casa de sus padres, frente a la iglesia de La Merced, una casa pintada de color amarillo.

La niña, entonces, recibió clases de pintura y dibujo con la señorita Chepita González y clases de violín con don Anselmo Rivas. El 4 de mayo de 1913, llega a El Salvador, de Italia, Sor Dina Musso, Sor Conchita Varsacci y Sor María Rebuffo, para fundar el Colegio María Auxiliadora de Granada. El colegio Santa Inés de El Salvador fue fundado en 1906.

C. MARIA AUXILIADORA PATRIMONIO CULTURAL DE GRANADA

Para sor Mercedes, el colegio que ella dirige ahora es patrimonio cultural de Granada donde la santa granadina dio sus primeros pasos en su formación educativa y religiosa. Sor María a los 18 años, se va al noviciado en El Salvador, siendo su confesor el padre Emilio Bottarin.

El 15 de mayo de 1914, sor María es atacada por una fiebre reumática que la puso al borde de la tumba. Adela Santos es su compañera inseparable. «Por una gracia sobre natural de la virgen fue sanando», según la cronología mostrada por sor Mercedes. Para entonces, sor María estaba en cuarto grado y resulto aplazada, debido a la enfermedad.

El 15 de mayo de 1915, entra a Quinto Grado y sale con notas brillantísimas. El primero de abril de 1919, sor Francisca Lang, Directora Fundadora del colegio María Auxiliadora, le regaló a la joven María Romero Meneses el libro de Thomas Kenp, «La Imitación de Cristo».

El 10 de abril del mismo año, la Inspector Provincial María Julia Gilardi, durante la visita que hace a Granada del 22 de marzo al 10 de abril, acepta a sor María como aspirante. El 18 de marzo de 1920, se marcha a El salvador. Sor María va junto a la también postulante Bertha Medal. Las acompañan sor Francisca Lang y sor Baratelli.

IMPOSICION DE MANTELINA, MEDALLA POSTULANTE Y NOVICIA

El 19 de marzo (1920), sor Zavatta le impone la mantelina y la nombran maestra de música en el aspirantado. El 24 de mayo le imponen medalla postulante y el seis de enero de 1921, día de la Epifanía, sor María pasa a ser novicia. El seis de enero de 1923, el padre Inspector, José Reynieri, recibe confesión religiosa de Sor María, igual que sor Mercedes Vargas.

El 13 de marzo de 1923, sor María pasa a Honduras, acompañada de Madre Décima Rocco y sor Benardini. El seis de abril, sor María y M. Décima siguen a Granada. El 4 de febrero de 1924 se inicia año escolar en el María Auxliadora y sor María es nombrada maestra de canto y piano.

VOTOS PERPETUOS DE SOR MARIA ROMERO (ENERO 1929)

El 28 de mayo de 1924, además de maestra de música del Colegio y la Profesional, sor María es la asistente del Oratorio. El seis de enero de 1929, sor María hace sus Votos Perpetuos. Desde entonces es toda de Dios y para siempre.

Ese acontecimiento estremeció hondamente a la monjita, de modo que fue el momento que le dirigió las siguientes palabras a la virgen: «Reyna mía, si voy a ser una buena religiosa, hasta que estos lirios que no han querido florecer, florescan».

Según relata sor Mercedes Mondragón, una vez que sor María hizo sus votos perpetuos se asomo «y fue grande su sorpresa al ver un mar blanco en el jardín. Todos los lirios habían florecido. Todavía se conserva la misma virgen del milagro».

Hasta 1931 sor María estuvo en Nicaragua y «pasa a San José de Costa Rica en 1932, nombrada maestra asistente de las novicias. Ella fue mi maestra de canto», recuerda sor Mercedes. En el colegio María Auxiliadora de San José, Costa Rica, asume como maestra de música, canto y pintura. También es asistente de las oratorias mayores.

En noviembre que llega a San José Madre Clelia Geohini, quien recibe en privado a sor María, quien le habló de sus planes y ambas se entendieron perfectamente. En 1933, sor María pide permiso a la Madre Bernardini (Inspectora), para formar entre las oratorianas grupos de catequistas que puedan evangelizar en los barrios pobres..

Para el 25 de diciembre de 1938 comienza la misión externa de sor María, cubriendo todo Costa Rica. «Dio de comer al hambriento, vistió al desnudo y le dio techo a los sin techo», revela sor Mercedes. La Santa granadina también llevó salud a los enfermos, organizando dispensarios médicos para los pobres. Es así como nace la Santa granadina y logra escalar peldaño a peldaño el reino de los cielos.





 

Anunciese
Directorio



 
Compartir:   delicious   digg   meneame


[ Portada | Archivo | Busqueda ]
[ Nacional | Sucesos | Variedades | Deportes | Opinion | Departamentos ]
El Nuevo Diario (c) 1998-2003
Guegue.Com - Desarrollo y Hospedaje Web