Portada
Archivo
Busqueda
Escríbenos
  El Nuevo Diario
  Viernes 30 de Julio de 1999 | Managua, Nicaragua
_
     
Menu
Nacional Sucesos Variedades Deportes Opinion Cultural
 
Los 20 años de la Fuerza Aérea: vocación de lucha y espíritu de servicio
De la guerra fragorosa al rescate humanitario
* De los tremendos helicópteros rusos sólo quedan las ruinas
* Aparatos derribados, los accidentados, y los héroes caídos


MARIO MAIRENA MARTINEZ
Managua

Foto
  En "la huesera" de la Fuerza Aérea se puede apreciar los restos de este MI-25, el que sólo sirve para estarle sacando uno que otro tornillo, después de su papel en la guerra de los 80's. (Foto: Miguel Molina).  

En 1983, la contrarrevolución tembló cuando supo que habían llegado a Nicaragua los helicópteros MI-25 procedentes de la Unión Soviética. No era para menos, pues en ese momento era una de las aeronaves de guerra más avanzadas, que ni los propios Estados Unidos tenían un prototipo que se le comparara.

Fue tanta la preocupación de los Estados Unidos que cuando un piloto de la Fuerza Aérea Sandinista se llevó uno de esos helicópteros a Honduras, inmediatamente movilizaron personal especializado para "copiar" todas y cada una de las piezas. Después los gringos aparecerían con nuevas versiones.

Es a partir de ese momento que la contrarrevolución comienza a ser dotada por el gobierno de los Estados Unidos con los cohetes "Red Eye", mismos que bajarían unos cuantas aeronaves de la recién fortalecida Fuerza Aérea, cuyo papel más importante en la guerra de los 80's lo jugó en la Operación "Danto 88", movilizando unos 3 mil hombres.

UN MI-25 EN EL LAGO DE MANAGUA

De esos temibles helicópteros MI-25, hoy sólo quedan 3 en territorio nicaragüense: uno que quedó en el fondo del lago de Managua y dos que están inservibles en la ahora Fuerza Aérea de Nicaragua, la que este 31 de julio cumple 20 años de haber sido fundada con técnicos y pilotos que participaron en la lucha guerrillera contra la dictadura somocista.

El MI-25 que se hundió en el lago es tema de conversación de los pilotos, los que recuerdan que fue en una práctica que realizaban sobre el lago y que fue el "líder" el que bajó mucho y cuando se dio cuenta ya no pudo remontar el vuelo quedando con la aeronave bajo el agua.

Sin embargo, la Fuerza Aérea Sandinista como tal nació en 1978 con aviones Piper Navajo y Azteca, Sky Van, C-47 y DC-6, los que cumplieron misiones de apoyo a las fuerzas guerrilleras, tanto en las ciudades como en las profundidades del país, siendo su participación más activa en los últimos meses de la insurrección.

Fue el 31 de julio de 1979 que la Fuerza Aérea cambió totalmente su concepción, pasando a constituirse la Fuerza Aérea Sandinista y Defensa Antiaérea (FAS-DAA), la que tuvo que asimilar los aviones T-33, los Aravat y los helicópteros Sirkosky dejados por Somoza.

A PREPARARSE AL BLOQUE SOCIALISTA

Con la campaña de alfabetización de 1980, la derrotada Guardia Nacional comienza a reorganizarse en Honduras y comete su primer crimen contra el alfabetizador Georgino Andrade, lo que son señales de la guerra que se avecina y por lo cual el gobierno sandinista manda a preparar pilotos al bloque socialista.

La Unión Soviética, Bulgaria y Cuba comenzaron a recibir nicaragüenses que llegaban a prepararse para pilotos, los que terminados sus estudios y prácticas regresan a Nicaragua a pilotear los que en ese momento eran 80 modernos MI-17, MI-25, los AN-26, AN-2 y otros modelos de aeronaves.

SOBERANIA GARANTIZADA

Con la llegada de los pilotos y toda esa dotación de aeronaves, se puede decir que la soberanía de Nicaragua sólo pudo ser violada por el tristemente famoso "Pájaro Negro", cuyas explosiones se escucharon por los cuatro puntos cardinales cuando atravesaba la barrera del sonido.

Con el objetivo de mejorar la disponibilidad operativa de la Fuerza Aérea en apoyo a las tropas terrestres, se estructuró en varias unidades aéreas de combate y se dislocó en diferentes bases, siendo éstas: La Brigada Aérea, operando en el aeropuerto "Augusto C. Sandino"; los destacamentos aéreos de Panchito (Punta Huete), Puerto Cabezas, Juigalpa, Waswalí y la Escuela Nacional de Aviación en Los Brasiles.

Foto
  Este es uno de los MI-25 que llegaron a Nicaragua desde la Unión Soviética en 1984. Se encuentra en la entrada de la Fuerza Aérea y no puede volar por problemas mecánicos difíciles de reparar. (Foto: Miguel Molina).  

11 HELICOPTEROS DERRIBADOS

Producto del enfrentamiento con las fuerzas financiadas y apertrechadas por Estados Unidos, 11 helicópteros fueron derribados, de ellos dos MI-25 y 6 que cayeron por accidente, mientras un avión también fue derribado y dos cayeron por accidentes. En estos sucesos perdieron la vida 43 tripulantes y 61 especialistas.

LOS 90's Y EL CAMBIO

Las asunción al poder de doña Violeta Barrios de Chamorro y el consecuente fin de la guerra trajo nuevas tareas para la Fuerza Aérea, la que se miró inmersa en acciones de desarme de los grupos armados tanto de los recontras como los recompas y en las operaciones realizadas para neutralizar las fuerzas del recontra "Charro" en 1995.

Lucha contra el narcotráfico, ayuda en las tragedias, sobre todo en la del huracán Mitch, han llevado a la conciencia de la población el cambio que ha sufrido la Fuerza Aérea de Nicaragua, cuyas aeronaves se vieron reducidas drásticamente con todos los cambios que ha vivido la nación.

En su historia, cabe mencionar la conocida transacción de los catorce helicópteros MI-17 y siete MI-25 vendidos a Perú, cuyos recursos monetarios pasaron a formar parte del patrimonio que hoy administra el Instituto de Previsión Social Militar (IPSM).

De sus tragedias, la más reciente es la del AN-26 el 21 de enero del presente año, aunque tienen un historial de la década de los 90's que comienza en 1992 con el primer accidente de un AN-26 el 20 de agosto de 1992 en la pista de Puerto Cabezas.

Hoy en la Fuerza Aérea, aún con su personal reducido y sus pocas aeronaves, sus mandos se preocupan porque cada vuelo vaya con todos sus instrumentos de rigor. "Nadie puede decir que nosotros no garantizamos los equipos necesarios para la seguridad de la tripulación y los pasajeros", afirmó el Coronel Leonel Martínez Mejía, jefe de la Fuerza Aérea.


Compartir:   delicious   digg   meneame


[ Portada | Archivo | Busqueda ]
[ Nacional | Sucesos | Variedades | Deportes | Opinion | Departamentos ]
El Nuevo Diario (c) 1998-2003
Guegue.Com - Desarrollo y Hospedaje Web